PR Trust Law

..

LEYES DE PUERTO RICO                                        235

 

[No. 40]

LEY

PARA   DISPONER   LA.  INOORPORAOION   Y  REGLAMENTACION  D       COMPA:&IAS DE

FIDEIOOMISOS, Y PARA OTROS FI NES .

Decret ase pm la .Asamblea Legislativa de Pv.,ert o Rico:

.Articulo 1.-Esta Ley se conocera como ” Ley de Compaiiias de Fideicomisos” y sera a.plicabl e a todas  las  corporaciones  que  hasta a.hor a se hayan organizado o que en lo sucesivo  se organicen  con  el  fin de dedicarse al negocio de fideicomi’sos en Puerto Rico.

Artfoulo  2.-El  termino  “compaiiia  de  fideicomisos”,  para  Io’s

fines de  esta Ley, significa  una  corporaci6ri  del  pa_is   for mada  con el

cbjeto de tomar, aceptar y cumplir o ejecutar los fideicomisos que legalmente se le confi en, actuando coma fiduciaria en los casos pres­ critos por la ley, recibiendo dep6sitos de dinero y de otra propiedad mueble; asi como emitiendo documentos por los mismos, y prestando dinero con garantias reales o personales.

El termino ” compafi.fa extranjera de fi.deicomisos’ ‘, para  los  fi­ nes de esta Ley,  significa  una  corporaci6n  organizada  bajo  las leyes de otro territorio o estado, de  los  Estados  Unidos  o  pais  extranjero con el objeto de dedicarse al  negocio  de fideicomisos, lleve a  cabo o  no tal negocio en_ el lugar de su incor por aci6n .

Articulo 3.-Para que una corporaci6n pueda  dedicarse al  nego­ cio de fideicomisos en Puerto Rico sera antes necesario el cumpli­ miento de los requisitos de esta Ley; y  el  dedicarse  a  ese negocio sin cumplir dichos requisitos sera penable en la £orma que mas ade­ lante se dispone. Cualquier compaiiia de fideicomisos que se dedi que al negocio de banca  en Puerto Rico cumplira  las disposiciones de la Ley de Bancos  en Puerto  Rico en lo concerniente  al  negocio de banca.

Artfoulo 4.-El nombre de toda  compafiia  de  fideicomisos  orga• nizada bajo esta Ley contendra la palabra ‘ ‘ fideicomisos ” ,  bien  en  espafi.ol o en ingles; pero  no  podra  ser  el  de  ninguna  otra  cor por a­ ci6n existente en  Puerto  Rico  sin  el  consentimiento  expreso  de  la misma ; Di spon i endose, sin emba1· go, que si la compafi.ia de fideico­ tnisos se incorporare con el fin de ser la sucesora de cualquiera otra compafiia de fideicomisos en .P uerto· Rico, la nueva compafiia de fi­ deicomisos podra asumir  el  nombre  de· aquella  de  la  cual  se  propone ser – su c esora ; Y, dispomendose, ademas, que en lo sucesivo no  se organizara  corporaci6n  alguna  con  el  fin  de  llevar   a   cabo  el   nego­ c10 de :fideicomiso en Puerto Rico sino con arreglo a esta, Ley, y

 

 

 

 

 

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                      237

 

que ninguna  compafiia  que  en  lo  suces1vo  se  organ1ce  de  acuerdo  con  cualquiera  otra  ley  empleara  _la  palabra  ” fideicomisos’ ‘  como parte de su nombre.

t,                            Articulo  5.-Ninguna  corporaci6n  fuera  de  las  compafiias  de fidei­

comisos organizadas de acuerdo con las leyes de Puerto Rico tendra  o ejercera en Puerto Rico el derecho de recibir en fideiconi:iso dep6- sitos de dinero, valores u otra propiedad mueble de cualquier per­ sona o corporaci6n; ni tendra o ejercera  en Puerto  Rico  cualquiera de las facultades especificadas en los incisos uno, cuatro, cinco, seis, siete, ocho y nueve del articulo 11 de esta Ley; ni tendra o man ­ tendra oficina en Puerto Rico para llevar a cabo,  ni  tampoco llevara a cabo, directa o indirectamente, negocio alguno de esa m.dole ni similar. Sin embargo, se establecen las excepciones siguientes: un banco federal de reserva podra ejercer las facultades que se confieren

por  el  inciso  uno  del  mencionado  articulo,  si  para  ello  estuvie_re  au­

tori_zado   por  las  leyes  de  los  Estados  Unidos;  cualquier  corporaci6n

del pais que, a la fecha en que empiece a regir esta Ley estuviere ejerciendo lega1mente cualquiera de las  facultades  que  se  confieren por  el  referido  inciso,  podra  continuar  ejerciendo  tales  facultades;  y

;

T                cualquier   compaiiia   de  fideicomisos   incorporada   en   otro   ten1itorio o

l
i-
f

;                                                                                       en un estado de los Esta.dos Unidos podra ser nombrada, aceptar  el cargo y actual· como albacea del ultimo testamento de un finado,  o  como  fiduciaria  de  acuerdo  con  dicha  ultima  voluntad  o testamento,

1                                          siempre  que  a las  compa:fiias  de fideicomisos  de  Puerto Rico se les   per­

mitiere actuar como tales albaceas o fiduciarias en el territorio o estado donde esa corporaci6n extranjera  tuviere  su  domicilio  y  siempre  que la misma hubiere otorgado y archivado en la oficina del Secretario Ejecutivo de Puerto Rico un documento nombrando a este,  bajo  su cargo  o  titulo  o:licial,  su   verdadeTo  apoderado  legal  para  recibir  o

:firmar todo emplazamiento o citaci6n en cualquiera acci6n. o pro­ cedimientos contra dicha albacea o :fiduciaria que afecten o se r e- ·

fieran a los bienes 0\ a la  herencia  que representa  o  tenga en su  poder la  mencionada  albacea  o :fiduciaria,  o  a  los  actos  u  omisiones  de la

referida corporaci6n en lo conc.er ni ente a dichos bienes o herencia, con  ef ecto igual  a  si la  co,rp o.ra ci6n  existiera  en  Puerto  Rico  y  se  le hubiera  emplazado  o citado legalmente  en la  acci6n  o procedimientos,

y siempre que, ademas, hubiere archivado en la  o:ficina  del  Secre­  tario Ejecutivo de Puerto Rico copia de SUS clansulas  de  incorpo­ raci6n, certificada  por  el  secretario  de  la  corporaci6n  bajo  el  sello de esta, junto con la direcci6n postal de su oficina principal.

Ninguna GOrporaci6n extranjera autorizada para actuar como al-

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                        239

‘                                                .                                     .

lbacea  del  ultimo testamento  de cualquier  finado,  o  como fiduciaria

bajo  tal  testamento,  o de  otro  modo,  establecera  o mantenura/ <l.irecta

-o  indirectamente,   sucursal  o  agencia  alguna  eri.  Puerto  Rico,  ni pro­

  • curara de ningun  modo,  directa  o  indirectamente,  negociq   alguno
  • como albacea  o  fiduciaria   en Puerto      Si  alguna  corporaci6n
    • ext r a.n jera de esa clase infriJ?-giere  esta  disposici6n,  no sera despues

:nombrada albacea o fiduciaria en Puerto Rico ni actuara como tal. Ninguna  de las  disposiciones  de este  artfoulo  afectara  la  validez de

<;ualquier  hipoteca  que  hasta  ahora .se  hubiere  constituido  por una

-eorporaci6n extranjera a favor de una compama de fideicomisos que hiciere negocios dentro del domicilio extranjero del deudor  hipote­ rio para garantizar el pago de una emisi6n de bonos, sino que tal ihipoteca  podra  ejecutarse  de  acuerdo  con  las  leyes de  Puerto Rico

.contra cualquier propiedad  situada  en  esta  Isla  y  comprendida en la hipoteca.

Articulo 6.-Siete o mas personas en la plenitud de sus derechos eiviles  podran  organizar  una  compafiia   de  fideicomisos, otorgando

.ante notario y  archivando  por  duplicado  las  clausulas  de incorpora­

-ci6n  de acuerdo con las  disposiciones  de esta Ley.    Dichas clausulas

de  incorporaci6n  habran  de ser suscritas  po-r   cada uno de los  incor­

 

poradores y autenticadas debidamente ante notari·o eonstar especificamente:

publico.   Haran

 

  1. El nombre por el cual se conocera la compafiia;
  2. La ciudad o pueblo de Puerto Rico en que habra de establecer su oficina principal, la cual ciudad o pueblo sera su domicilio legal;

– 3. El montante de su capital social, el cual no sera menor de  cien mil (100,000) d6lares, y el numero de acciones en que se dividira

,el capital social, asi como el valor a la par de cada acci6n;

4 Su termino de vida legal, que podra ser indefinido;

  1. Los nombres y sitios donde r esiden sus incorporadores, asf ieomo el numero de acciones del capital social suscritas por cada uno de ellos;
  2. El nun:1ero de sus directores, que no sera menor de siete ni mayor de veinte, y la mayoria de los criales seran  residentes  bona fide de Puerto Rico ; la forma en que seran electos, el termino de sus
  • eargos y el numero necesario para ituir quorum;
  1. Declaraci6n de que cada uno de  los  incorporadores  aceptara las responsabilidades y fielmente desempefiara los deberes de director de la compa:fifa si fuere electo para actuar como. tal cuando lo auto- Ficenlas ‘disp osiciones de esta. Ley;

 

 

 

 

 

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                        241

  1. De la manera en que podran transferirse las acciones del ca-

. pital  social   de la   compafiia;                               “‘

  1. La fecha y modo de convocar y celebrar juntas ordinarias de accionistas, como  tambien  las   razones,  casos  y  forma  de  convocar  Y, celebrar las extraordinarias;
  2. El numero que constituya mayoria asi como el modo de com­ putar tal  mayoria  en  las  juntas  ordinarias  y  extraordinarias  de  ac- cionistas, siempre que ello no estuviere en conflicto con las disposi­ ciones de esta Le:v ;
  3. Las demas clausulas que los incorporadores consideran conve­

nientes insertar para el regimen del negocio y el gobierno de los asuntos de la compaiiia, siempre que dichas clausulas  no  estuvieren en conflicto con esta Ley o con cualesquiera otras de Puerto Rico.

.Articulo 7.-Suscritas y autenticadas las clausulas de incorpo­ raci6n segun se <lispone anteriormente en la presente, sometidas las dos copias de dichas clausulas al  Secretario  Ejecutivo  de  Puerto Rico, hecho el pago de los derechos correspondientes al archivo y librada por el Secretario Ejecutivo de Puerto  Rico certificaci6n  bajo SU  sello  al  efecto de que dichas clausulas  conteniendo  los por meno­

re-s  que  exig-e  el  articulo  precedente  se  han .ar chivado  en  su oficina,

comenzara la existencia de  la  compafiia  de  fideicomisos  mencionada en las clausulas. Desde la fecha de tal archivo en adelante  dicha compaiiia de fideico1nisos sera y constituira persona juridica con el nombre que se hace constar en las referidas  clausulas,  sujeta  no  obstante a disoluci6n segun se dispone en otra parte de esta Ley.

Al librarse por el Secretario Ejecutivo de Puerto Rico su cer­ tificaci6n segun se dispone anteriormente en la presente, lo comu­ nicara al Tesorero de Puerto Rico y al mismo tiempo le enviara el duplicado de las clausulas de incorporaci6n.

Las clausulas de incorporaci6n archivadas de acuerdo con las disposiciones de esta Ley, o su copia debidamente legalizada por el Secretario  Ejecutivo  de  Puerto  Rico,  constituiran  evidencia  prima f acie de los hechos expuestos en dichas clausulas.

.Articulo 8.-Desde el instante en  que  comience  la  vida  legal  de  una compa:fiia de fideicomisos segun se dispone en el articulo pre­ cedente, tendra facultad para elegir oficiales y  tramitar  los  demas asuntos  que  se  relacionen  con  su  organizaci6n.   Pero  la  compafi.ia de fideicomisos no tramitara ningun otro asunto hasta que:

  1. Completamente se  haya  pagado  _en  efectivo  su  capital  social  y se haya archivado en la  oficina  del  Secretario  Ejecutivo  de  Puerto Rico una declaraci6n,  haciendo  constar  que  el  capital  se  ha  pagado de ese modo, suscrita y jurada por sus dos oficiales principales,

 

LEYES DE PUERTO RICO                                         243

 

como tambien una copia certificada de la m1sma declaraci6n en la oficina del Tesorero de Puerto Rico;

  1. Haya archivado en la oficina del Secretario  Ej ecutivo  de Puerto Rico una relaci6n de sus accionista s jurada por dos de sus oficiales principales, dando el nombre, la resideneia, la direcci6n _pos­ ta l y el mimero de acciones del capit al pertenecientes a cada accio­ nista;
  2. Haya hecho el dep6sito, en pocler del Tesorero de Puerto Rico, que requiere el articulo 9 de esta Ley;
  3. El Secretario Ejecutivo de Puerto Rico le haya expedido de­ bidamente el certificado q1+e ala el articulo 7 de esta Ley.

Articulo 9.-Toda compafi.ia de  fideicomisos debera, mientras no  se obtenga orden del  rrribunal  Supremo  de ·Puerto  Rico declarando el finiquito de los negocios  de  la  misma,  mantener  como  dep6sito en poder del rresorero de  Puerto  Rico  bonos que devenguen intere­ ses del Gobierno Insular, o de  cualquier  subdivision  politica  de Puerto  Rico,  cuyo  valor  a  la  par  monte  en  total al  diez  por ciento

de su capital social. Dichos bonos se inscribiran a nombre  del  e­ sorero  de  Puerto  Rico  en  fideicomiso  a favor  de  los  acreedores y

depositantes de dicha compaiiia de  fideicomisos  y  quedadin  su jetos a venta y traspaso, cuyo producido estara a disposici6n del-:mencio­ nado Tesorero solamente a virtud de auto de Tribunar con  juris­ dicci6n competente. 1\!Iientras la compafiia de fideicomisos sea sol­ vente y cumpla las leyes de Puerto Rico, dicho Tesorero puede per­ mitirle que cobre los intereses sabre esos bonos,··a epositados como queda dicho, y que de tiempo en tiempo examine, coteje y cambie dichos bonos por otros  aceptables  como  dep6sito  segun se  dispone en la presente.

Articulo  10.-,.roda  compafiia   de  :fideicomisos  que   recibiere depo­

sit os  de  dinero  devolutivos  a  solicitud  ·o  sujetos  a  libramient o ·de

cheques contra los  mismos  cumplira  en  todo  tiempo,  las  disposicio­ nes de la Ley de  Bancos  de  Puerto  Rico  en  lo  que  respecta  a  re­  serva legal.

Articulo  11..-   Ademas   de  las . facultades generales   conferidas a

las corpor aciones del pais por las  leyes  de  Puerto  Rico,  toda  com­ pafi.ia de fideicomisos organizada  de  acuerdo  con las  disposiciones  de la   presente  J.ey   tendra  facultades,  sujetas  a   las  restricciones  y limi­

taciones que la propia ley sen.ala, pa ra-

  1. Actuar como agente fiscal o de traspasos de Puerto Rico, de

los  Estados  Unidos  o  de  cualquier  estado,  municipio,  entidad  poli­ tica o corporaci6n; y en t al capacidad podra recibir y desem.bolsa r

dinero, transferir, inscribir y refrendar certificados de acciones, ho-·

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                         24:5

 

nos u otros documentos evidenciarios de deudas, y actuar como mandataria  o  agente  de  cualquier  persona   o  corporaci6n,  extranjera o del pais, para cualquier fin legal.

  1. Descontar y negociar pagar es, giros, letras de cambio y otros

.                                                                                                               .

document o·s evidenciarios de deudas ; comprar y vender a cambio,

dinero acufiado  y  oro  o  plata  en  barras;  prestar  dinero  con  garan­ tias reales o personales y recibir dep6sitos de dinero, valores u otra propiedad mueble de cualquier persona  o  corporaci6n  e-n  los  termi­ nos  que  la  compafiia  d  fideicomisos  prescribiere.  Dispon1:endose, sin enibargo, que cualquier compa.fiia de fideicomisos que recibiere dep6sitos  o  en  general  hiciere  negocios  bancarios  cumplira,  en  lo  que respecta a dichos negocios,  las  disposiciones  de  la  Ley  de  Ban­ cos de Puerto Rico.

  1. .Arrendar, poseer, comprar y traspasar cualesquiera bienes in­ muebles que fueren necesarios o convenientes para la gesti6n de sus negoeios o que los fines de la corporaci6n puedan requerir, asi como aq.uellos que en cualquier sitio  adquiriere,  ya  en  saldo  total  o  par­ cial  de  obligaciones  adeudadas  a  la  corporaci6n  por  cualquiera   de sus deudores, ya para garantizar  dichas  deudas  o  bien  mediante  ven­ tas  por  virtud  de  cualquier   sentencia,  decreto  o  hipoteca   que  tenga a su
  2. .Actuar como fiduciaria a  virtud  de  cualquier  hipoteca  o  bo­ nos emitidos por algun municipio, entidad politica o corporaci6n extranjera o del pais, asi como acepta1· y cumplir cualquier otra en­ comienda que no prohiban  las  leyes  de  Puerto  Rico  como  fiduciaria de un municipio o persona
  3. .Aceptar fideicomisos c nstituidos por mujeres casadas  y  cum  plir los que a favorae ellas se constituyan, en lo concerniente a sus

bienes privativos, asi  como  ser  su  agente  en  la  administraci6n  de tales bienes o lleva:r a cabo cualquier negocio en relaci6n  con  los. m1smos.

  1. .Actuar por virtud de orden o nombramiento de  cualqujer  tri­ bunal con jurisdicci6n competente como tutora, administradora o fiduciaria qe los bienes de cualquier menor de  edad  y  como  deposi­ taria. de cualquier dinero que se pagare en la corte, bien f uere para beneficio de cualquier menor  o  de otra  persona,  corporaci6n  o  parte,  lo mismo que en cualquiera otra cap-acidad
  2. Ser nombrada y actuar por orden o nombramiento de  cualquier corte de jurisdicci6n competente  como  fiduciaria,  tutora,  administra­ dora judicial o encargada de los  bienes  de  un  lunatico,  idiota,  persona de mente insana o borracho consuetudinario, o como administradora judicial o encargada de la propiedad o bienes de cualquier persona .

 

 

,L E YES DE PUERTO HIUO                                                        247

 

en procedimientos de jnsolvencia o quiebra; y ser nombrada  y  acep­  tar el uombramiento de albacea o fidnciaria a. virtucl del ultimo tes­ tamento de un finado o el de administradora, testamentaria o , abin­ testato, de los bienes de cualquier persona difunta.

  1. Hacerse cargo, aceptar y cumplir cualesquiera encomiendas de fideicomisos legales, cualesquiera deberes y cualesquiera poderes que, en relaci6n con la posesi6n, administraci6n y disposici6n de cuales­ quiera bienes muebles o inmuebles, dondequiera que estuvieren si­

.tuad os, y las rentas y frutos de 1.os mismos, le confie u otorgue cua l­ quier tribunal con jur isdicci6n competente o cualquier persona, cor­ poraci6n,  municipio  u   otra   autoridad,   siendo   responsable   a   todas las partes interesaclas del fl.el  cumplimiento  de  todo· fideicomiso,  de­ ber o facultad que de ese rnodo aceptare.

  1. Hacerse cargo, aceptar y curnpl ir  toda  encomienda  o  fideico­ miso y facultacl de cualqnier naturaleza o  descripci6n  que  se  le  otor­ gue, confie o encarg).le por cualquier persona o personas,  entidad  po­ litica, corporaci6n del pais o extranjera u otra  autoridad  mediante doJ?-aci6n,  cesi6n,  transferencia,  legado,  manda  u  otro  concepto,  o que  se  le  confie,  encargue,  transfiera  o  ponga  en  posesi6n  por  or­  den  de  cualquier  tribunal  con  jurisdicci6n  competente;  y  para  reci­ J:iir, toI?ar, administrar, posee r y enajenar,  de  acuerdo  con  los  ter­ minos de dicho fideicomiso o :facultad, cualquier propiedad o bienes muebles o inmuebles sujetos a tal fideicomiso o facultad.
  2. Comprar y -vender accione-s, letras de cambio, bonos e hip o­ tecas y otros valores, asi como hacer inversiones en los misnios.
  • Cuando se .tomare a prestamo o se recibiere en dep6sito  dinero  o garantfas de  dinero, _p  or  aquel  y  por  estas  pueden  darse  bonos  u otras obligaciones  de  la  compa:fiia  de  deicomisos;  pero  la  misp.ia  no tendra derecho a eri1itir billetes para que circulen como dinero .
  1. Llevar a cabo negocios de  banco  descontando  letras  de  cam­  bio, pagares u otros documentos evidenciarios de deuda-s,  como  t am­ bien comprando y vendiendo pagares y otros documentos evidencia- r j_os   de   deudas,’  aceptRciones   bancarias   y  letras  d    cambio,   ext r an­ jeras y de l’a Isla, y dando prestamos garantizaclos con ellos ; Dis­ pon·iendose, sin  enibargo,  que  si  cualquier  compafiia  de  fideicomisos se  dedica  al  negocio  bancario  quedara  su jeta,  en  lo  que  respecta   a tal negodo, a las disposiciones de la Ley de Bancos de Puerto Rico.
  2. ceptar para pa.go futuro giros librados contra ella por sus clientes y  expedir   cartas  de  credito  autorizando   a  los  tenedo_r es • de

las   mismas  a  librar  giros,   a  la   vista  o   a   plazos  qu(‘;   no  excedan   de un. afio, contra ella. o sus corresponsales; .Disponiendose, que fa can-.

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                        249

tidad total de los giros asi aceptados o de las cart.as de credito asi expedidas a cualquier persona, firma o corporaci6n  no  debera  en  ningun tiempo  exceder  del  veinte  por  ciento  del  capital  y  sobrante de la compafiia de :fideicomisos que los aceptare o expidiere .

  1. Recibir dinero en dep6sito, sujeto a cheque o a reembolso,

con int ereses o sin ellos, en la. forma y bajo los terminos que se con­ vengan entre el depositante y la mencionada compa:fiia de  fideico­ misos; Disponiendose, sin ernbargo, que si alguna compafiia de :fi­ deicomisos  recibiere  dinero  en  dep6sito,  cumplira  las  disposiciones  de la Ley de Bancos· de Puerto Rico en cuanto a dichos dep6sitos.

.
  • Recibir mediante remuneraci6n, en concepto de dep6sito para seguridad y bajo los terminos y condiciones que la compaiiia de fidei­ comisosprescriba, bonos, bipotecas, joyas, objetos de plata u oro, ac­ ciones, valores y cualquiera otra.  clase  de  propiedad  mueble;  alqui­ lar cajas o receptaculos para dep6sitos de  seguridad  de  propiedad mueble ; y en general ejercer las facultades  conferidas  a  las  compa­ fiias de dep6sitos de seguridad, asi como llevar a cabo el negocio de

compafi.ia de esa clase.

15.     Comprar  y  poseer,  con  el _fin  de  hacerse  miembro .de  un  Banco

Federal de Reserva, el numero de acciones del  capital social de di­ cho banco· que la cualifique para ser miembro del mismo; hacerse miembro de tal Banco Federal de  Reserva  y  tener  y  ejercer  todas las facultades que, sin estar en conflicto con las leyes de Puerto Ricq, se confieren a tal miembro por la ley del Congreso titulada ” Ley de

Reserva Federal” aprobada el 23 de diciembre de 1913.  Sin  em- bargo, la compafi.ia de fideicomisos y sus directores, oficiales y accio’-

nistas quedarim sujetos a todas las  responsabilidades y  deberes  que  le imponga cualquier ley de Puerto Rico  y  a  todas las  disposicio­ nes de la presente Ley.

  1. Racer inversiones en bonos cmitidos por cualquier Banco Agricola Federal ( Federal Land Bank) o  por  cualquier  banco  agri­ cola por acciones organizado y autorizado para  hacer  negocios  en  Puerto Rico de acuerdo con la ley del Congreso titulada ” Ley para proveer capital para el desarrollo agricola, para crear metodos uni­  formes de inversion basados en hipotecas sobre fincas r{1sticas, para igualar los tipos de intereses sobre prestamos agricolas, para pro­ porcionar mercado para bonos de los Estados Unidos, para  crear dep6sitos del gobierno  y  agent es  financieros  para los Estados  Unidos, y para otros fines,”  aprobada  el  17  de  julio  de  1916,  o  por  cual­ quier banco agricola organizado  con  arreglo  a  las  leyes  de  Puerto Rico.

 

LEYES  DE PUERTO RICO                                      251

 

  1. Para ejecutar en general fideicomisos de toda 1ndole que  no esten  en contra  de las leyesde     PueTto  Rico  o  de los  Estados Unidos.

Artieulo 12.-Ninguna compafiia de fideicomisos tendra derecho a  celebrar  contrato  alguno,  o  a  aceptar  o  ejecutar  :fid_eicomiso alguno, cuyo otorgamiento, aceptaci6n o ejecuci6n por parte de un individuo seria ilegal. .

Articulo 13.-Toda propiedad inmueble que una compaiifa de fideicomisos compre, o en pago de deudas  a su  favor  adquiera,  le sera transmitida directamente a su nombre. La transmisi6n se ins­ cribira en la oficina  del  correspondiente  :funcionario  o  registrador en que este situada dicha propiedad inmueble. Toda parcela de te­

  • r r eno comprada o  adquirida  por  cualquier  compafila  e  fideicomisos .  sera  vendida  por  esta  dentro  de  los   cinco  afios  siguientes   a. la   fecha de la adquisici6n, salvo . que hubiere en  ella  un  edificio  destinado  a oficinas de la compafiia de fideicomiso..

Articulo 14.-Las compafiias de fideicomisos sujetas a las disposi­ ciones de esta Ley no deberan :

  1. Directa o indirectamente hacer prestamos a ningun individuo, sociedad, asociaci6n no incorporada, corporaci6n o entidad politica por cantidad que, incluyendo cualquier credjto abierto a tal individuo, sociedad, asociaci6n no incorporada, sociedad corporaci6n o entidad politica por medio de cartas de credito o de aceptaciones de giros para ellos, o del descuento o compra de sus pagares, letra-s de cambio u otras obligaciones, exceda de la quinta  parte  del  capital  y sobrante de la mencionada compafiia de fideicomisos, con las excepciones si­ guientes:
  1. Las restricciones de este artfoulo no seran aplicables a presta­ mos que se hagan a los Estados Unidos, a Puerto Rico o a algun mu­ nicipio de la isla, ni a inversiones que se .hagan en obligaciones de cual­ quiera de esas tres entidades que devenguen
  2. La responsabilidad u obligaci6n total de cualquiera otro  te­ rritorio o estado de los Estados Unidos, de cualquiera naci6n ext ran  ­ jera o  de  una  corporaci6n  sujeta  a  la  jurisdicci6n  de  una  Comisi6n de Servicio Publico de Puerto Rico, a favor de la compafiia de fidei-

,      comisos,  podra  igualar   pero  no  exceder  del   treinta  por  ciento  del

capital y. sobrante de tal compafiia; y la responsabilidad total de cualquier individuo, asociaci6n no incorporada Q cualquiera otrai corporaci6n o entidad politica, a favor de dicha compafifa de fideico­ misos, podra igualar pero no exceder del treinta  por ciento del capital y sobrante de la referida compafifa, a co111dici6n de qite esa responsa­ bilidad  sea  sobre  giros  o  letra.s  de  cambios  librados  de  buena  fe

 

LEYES DE PUERTO RIC.O                                                     253

contra  valore  realmente  existentes  o  sobre  documentos  mercantiles  o negociables que realmente pertenezcan  a la  persona  que los negocie  a la _ compafi.ia de fideicomi”sos, y se endosen sin limitaci6n alguna por dicha persona, o a, condici6n de que; tal responsabilidad por suma no menor del veinte por ciento ni menor del treinta por ciento del men­ cionado capital y sobrante tenga garantia  colateral  con  valor  cono­ cido en el mercado superior al quince por ciento del montante de las obligaciones asi garantizadas.

  1. Al computar a los fines de esta Ley la-s obligaciones totales de

cualquier inclividuo a favor de una compafi.ia de fideicomisos, se in­ cluiran todas las obligaciones de cualquier sociedad, o asociaci6n no incorporada de la cual sea miembro. el individuo, a favor de la misma compafiia, asi como cualesquiera prestamos contraidos para  beneficio del mencionado individuo,  sociedad  o  asociaci6n;  y  al  computar,  a los fines de esta  Ley,  las  obligaciones  totales  de  cualquier  socieda.d o asociaci6n no incorporada, a favor  de una  compafiia  de fideico isos, se incluiran todas las obligaciones de SUS  miembros  individuales  y todos los prestamos contraidos para beneficio de tal sociedad o aso­ ciaci6n no incorpora.da o de cualquiera de sus miembros ; y las de cualquier corporaci6n a favor de una compafiia de fideicomisos com­ prenderan todos los prestamos contraidos para beneficio de la cor­ poraci6n.

Este artfoulo  no  se  interpretara  en  el  sentido  de  declarar  ilegal la posesi6n continua de· cualesquiera valores hasta ahora adquiridos legalm p.te,.

2-.  Racer  prestamo  alguno  garantizado  con  acciones  de   otra  cor­

poraci6n capitalista (m,oneyed corporation), si mediante el dtorga­ miento de dicho prestamo el total de las acciones de la mencionada corporaci6n adquiridas y poseida.s en concepto de  garantia  colateral por la compafiia de fideicomisos excediere del  diez  por  ciento  del total del capital social de la ref erida corpora.ci6n.

  1. Racer prestamo alguno, garantizado con valores de una o mag corporaciones, a cuyo pago total o parcial  se  obliguen  separada­ mente, pero no mancomunadamente, dos o mas indiyid.uos, firmas o corporac10nes :
  2. Si los que van a er el prestamo o sus fl.adores quedan obligados pura o condicionalmente a. comprar el total o parte de los valores que se den  como  garantia  colateral  del  prestamo  propuesto, salvo en: el caso de que .ha yan pagado a cuenta de la compra de tales valores una suma, en ef ectivo o su equivalente, igual por lo menos al

 

 

LEYEE;J  DE   PUERTO  RICO                                      255

 

veinticinco  por  ciento  de las  sendas cantidades  por las ct1ales quedan

-opligados para completar la compra;

  1. Si la compafila de :fideicomisos  que  intenta hacer  el  prestamo

–   s  responsable    directa.,    indirecta    o   condicionalmente   del    pago  total

a parcial del prestamo propuesto;

  1. Si el  termino   del   prestamo   propuesto,   incluyendo cualquier

_pr or  r oga   del   mismo  mediante   convenio   expreso   o  tacito,   excede de

  • u n aiio;
  1. Si jo  cualesquiera    circunstancias   la   can.tid ad     excede del

rt- e jn t a por   ciento del capital y sobrante de la compaiiia. de fideico­

:;imw os.

  1. Racer, directa o indirectamente, prestamo alguno con garan­

 

.   t fa. de biene·s

inmuebles sobre los cuales pese una hipoteca, grava

 

men   o carga   anterior,   si  la   cantidad   adeudada po·r   tal      hi p ot eca, gr a·-

wa m en  o  carga  anterior  o  el  total   adeudado   por   todas  las   hipotecas, gr avamen_es o cargas anteriores excede del diez por ciento del  capital  y sobran te de la compaii.ia de :fideicomisos; o  si  la  cantidad  asi  garan­ tizada,   incluyendo    todas   las · hipotecas,    gfavam-enes    y    cargas  ante­

r   iores,  excede  de  la. s  dos  terceras  partes  del  valor  de  la  tasaci6n  que

de    tales bienes inmuebles haga un comite de los directores de la e-011:1-p  aiifa  de  :fideicomisos.                 Esta  disposici6n,   sin   embargo,   no  imp e­ dir a  la   aceptaci6n   de  cualquiera  de esas  gara.ntias          e bienes inmue­ b-Ies   par a . asegurar   el  pago  de   una  deuda  anteriormente   contra1.da

l                                   ,d e   buena fe.

I

r
r

Toda hipoteca  y  toda cesi6n  de hipoteca   aceptada  o  poseida  por

.di cha   compa:fiia   de  :fideicomisos   sera  inmediatamente  inscrita en  la

.o ficina   del  correspondiente  funcion a rio  o  registrador  del  sitio  en que

,    ene   la ven los bienes inmuebles descritos en la hipoteca.

 

  1. Ni ella ni nin guno _ d.e

sus      dir  ec_t or e.s,

oficiales, agentes o sir­

 

  • vie n t es, comprar  o·   estar   interesados   eri.  la   compra,  directa  o  indi­

:r ct am ent e,   de   ningu.11   pagare   u   otro   documento   evidenci rio de

-deuda que ella expida, por menos de  su  valor  a  la  par.  Toda  com­ pafiia de  :fideicomisos  o  persona  que  infrinja  las disposiciones  de  este i neiso ‘incur rir a   en   pena   a   favor   del   Pueblo   de   Puerto   Rico por

t res veces  el  valor  a la  par    del pagan o documento evidenciario de ·

.d eu d a _ asi comprado.

  1. Hacer prestamo     o   descuento   alguno   garantizado   con   accrn­
  • nes de su   propio  capital  social,   o  comprar   o  poseer   cualquiera  de

– ilichas acciones, a menos que  la  garantia  o la  compra  fuere necesa­ ia para evitar la p erdid a. de una. deuda anteriorm.ente contraida de ‘buena fe.        Las  acciones  asi  compradas  o adquiridas  se venderan pri-

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                        257

 

vadamente o en subasta publica, o se dispondra  de  ellas  en  otra  forma, dentro de los seis meses siguientes a la fecha de su coropra o adquisici6n. La ompa:fiia  de  fideicomisos  que  in fr in ja.  cualquiera de las disposiciones de este inciso incurrira en  multa  a  favor  del Pueblo de Puerto Rico por clos veces el  importe del prestamo o com­  pra.

  1. Prestar  a   sabiendaR,   directa   o   inclii’ectamente,  din, eo  o   pro­ piedad con el  fin  de  :facilitar  a  cualquier  persona  el  pago  o  pose­  si6n de acciones de su capital social, _ salvo que el pl’estamo se hi­

f                                               ciere con garantias que tengan valor  conociclo  en  el·  mer cado  del  quince por  ciento  por  lo  menos  clel  montante  del  prestamo.  Cual­ quier compafifa de fideicomisos que in£rinja las disposieiones de este inciso  ittcurr ira . en  multa  a· ravor  del  Pueblo  de  Puerto   Rico  por  dos veces el montante del prestamo.

  1. Prestar directa  o  indirectamente,  como-   tampoco   ninguno   de sus oficia:les, cantidad alguna de dinet·o a nin:gun director, oficiaI

oficinista.  o  empleado  de  la  compafiia  de  fideicomiso-s  sin  la  apr oba­

ci6n por escrito de la mayoria de la junta directiva, tal aprobaci,Sn archivada,  en  la  oficina  de la  compa:fiia  o incorporada  en resoluci6n

adoptada  por  el  voto  de la  mayoda  de  dicha  junta  excluyendo el

del director a quien· se hiciere el prestamo, o en cualquier circuns­ tancia  a cualquie1•a  de sus oficiales.   Si taI oficial,  director,   oficinista

o empleado  poseyere  o  contr olm’  e  la   :tnayod:a  de  las  a.cciones  de  c1tal­ quiera  otra  corporaci6n,  se  considerara  un   p-restamo  par a-  elr  a.  los fines  de  este  i nciso,  aquel   que  se   hiciere   a  dicha   corporaci6n.  ‘roda

compafifa  de fideicomiso-s  u  oficial de la  misma  que violare esta  dis­

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

_ ..:.””_

::-=

  • .

:-

posici6n incurrira en multa, por esa falta, montante a dos veces el

importe del pi’estamo.

  1. Racer, directa. o indirectamente, a cualquiera de sus directores, prestamo alguno cuyo importe exceda de la decima parte de su ca­

_p ital social.

  1. Invertir o  dejar  i11vertid o  en  acciones  de  ninguna  co1p·-ot a ci6n  privada  una  suma  en  exceso  del  diez  por  ciento  del  capital  y sobr te. . de  dicha  compa.fiia de fideicomisos;                          comprar o segttir en posesi611 de acciones  de  otra  corporaci6n  capitalista  (mon’ieyed,  coi-po­ r at-ion ) , si por tal compra  o  inversion  continua  el  total  de  las  accio­ nes que ella. tenga o posea como colateral de  dicha  otra  corpotaci6n excede   del  veinticinco   por  ciento  de esta  (1ltima;                                                         Disponiendose, sin em bargo , que esta limitacion no sera aplicable a la propieda:d  de  ac­ ciones  d. una   eompafifa   de   depositos  de  seguridad                                  cnyas b6vedas

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                       259

 

esten unidas o contiguas a la oficina de dicha  compafi.ia –  de  fldei­  cormsos.

  1. Ni ella, ni ninguno de sus directores, oficiales, agentes o sir­ vientes podran comprar o estar int resaclos en forma  alguna,  directa ni indirectamente, en ninguna clase de bienes, acciones o derechos sometidos a un albaceazgo, fideicomiso, Custodia O administraci6n.

.Articulo  15.-Ninguna   compafi.ia   de  fideicomisos   recibira fonq.os

y  dineros  pagados  o  ingresados  en  un   tribunal  de  Puerto   Rico a

menos que por el Tesorero de Puerto Rico f uere designada deposi­ taria de dineros ingresados en corte. Nada de lo conteniclo en este artfoulo, sin embargo, se considerara que impida el dep6sito, en po­  der  de  una  compafiia  de  fideicomisos  o_rganizada  bajo  las  leyes de

Puerto Rico, de cualesquiera fondos  con  arreglo al  auto  u orden  de la corte de cualquiera otro territorio o estado de los Estados Unidos  que constituya a dicha compafi.ia de fideicomisos depositaria de los mehcionados fondos.

Artictilo 16.-(.A) Ningnn a compafi.ia de fideicomisos directa o indirectamente dara enti’ada en sus libros a parte alguna  de su  ac­  tivo mediante  cualquier  sistema  de  contabilidad  o  cualquier  plan de teneduria de libros, a nombre de cualquiera otro individuo, so­ ciedad, asociaci6n no incorporada o corporaci6n, o bajo cualqnier titulo o concepto que en realidad no caiga dentro . de la  descripci6n  de dicho activo.

. (B) A las acciones,· bonos y otros valores que, emitidos por una corporaci6n y devengadores de in_t ereses, compre una compafiia de fideicomisos, se les dara” entrada en  los  libros  al  costo  verdadero  de los mismos. Con el fin de comput ar las ganancias sin  repa.rtir  apli ­ cables al pago de dividendos no se  calcularan  dichas  acciones  y  va­ lores a un valor que exceda de su costo..actual determinado mediante amortizaci6n, a saber: deduciendo del costo  de  tales  acciones  o  va­ lores comprados por cantidad en exceso de la pagadera a  su  venci­ miento, y cargando a la cuenta de ganancias y perdidas, una suma suficiente para que a su vencimiento esten  a  la  par;  o  agregando  al costo de  tales  acciones  o  valores  comprados  por  cant idad  menor  de la  pagadera  a  su  vencimient o,  y  agregando  a  la  euenta  de  ganan­ cias y perdidas, una  suma  suficiente  para  que  a  su  vencimiento  este°: a la par .  Nada  de  lo  contenido  en  la  presente,  no  obstante,  impe­ dira a una compafi.ia de fideicomisos llevar a sus libros tales acciones, bonos y otros valores que devenguen intereses, emitidos por · corpo­ raciones, con el valor que los mismos tengan en el mercado.

(C) A no ser con la aprobaci6n por escrito del Tesorero de

 

 

LEYES  DE PUERTO  RICO                                      261

Puerto · Rico, ninguna compafifa  de fideicomisos  dara  entrada  o en fe­

cha  alguna  llevara  a  sus·    1ibros  los  bienes  inmuebles  y   el   edificio o

edificio_s  que  sobre  los  mismos  usare  como  su  centro  de  negocios con

un valor que exceda de la suma que realmente costaron a  .dicha compafi.ia.

{D) Toda compafiia de fideicomisos organizada bajo las leyes de Puerto Rico ajustara SU sistema de tenuderia .de libros y archivos a J.as_ 6rdenes  que  en  cuanto  a  los  mismos  diete  y  promulgue  el  Teso­ rero de Puerto Rico.  Toda  compafiia  de fideicomisos  que se  niegue o deje de obedecer dicha orden u ordenes incurrira en multa de cien d6lares por cada dia que se niegue o -deje de hacerlo.

  • Toda compafiia de fideicomisos organizada bajo las leye3 de

Puerto  Rico,   que  tenga-  en  su  poder  cualesquiera   fondos  o  dineros ingresados  en  una  corte,  abrira  un  libro  o  libros  en  los  cuales lle­

vara cuenta  exacta  de  tales  fondos  o  clineros.    Dicho  libro  o libros

referiran el nombre de la  corte,  el  titulo  del caso,  la  fecha  del recibo, de  quien  se  ha   recibido,  el  montante  del  clinero,  si  alguno  hubierr,  y  una  descripci6n  de  los  valore-s  u  otra  propiedad  recibida,  si  la  lm-

.   biere,  y  cada  suma   de  intereses  que  se  ha.yan  devengado ;   adema.s, la fecha y descripci6n  de  cada  orden  de  pago,  las  fechas  y  cantida­ des  de  pago  hechos   por   virtud  de  cacla  orden,  y  a   quien  se  hizo el

 

pago;    y  tambien  un_a biere.

cuenta de cada. cambio de inversion, si la hu-

 

Articulo 17.-Ninguna compaiiia de fideicomisos,· ni oficial  o  di­ rector suyo alguno, llevara a  cabo  su  negocio  ordinario  en  ning{1n sitio  fuera  del  Ingar  principal  de  su  negocio,  salvo  que  con  la   apro­

baci6n  por  escrito  clel  Tesorero  de  Puerto  Rico  una  compa:6.ia  de fi­

deicomisos   puede   abrir .e  instalar   una  sucursal   o  sucursales   en uno

o mas pueblos de Puerto Rico,  a  condici6n  de  que  el  capital  real­ mente ingresado de dicha compaiiia de  fi.deicomisos  exceda  por  cien mil . (100,000)  d6lares,  la  cantidad  exigida  por  el  articulo   6,  inciso   3 de la presente, por cada sucursal asi abierta.

-” A.rticulo 18.-La  compafifa     de    fi.deicomisos  tendra     poder                          para actuar  tan          ampliamente como las                              leyes  vigentes  autorizan                    a una persona natural’ a actuar como albacea testamentaria, administradora, admin stradora provisional, tutora, cnradora, defensora judicial o en cargada de la persona de un  demente  y  fiduciaria  o  administradora en  proceclimientos de  insolvencia o quiebra.                         Las siguientes disposi­ ciones regir{m el nombramiento y el ejercicio  de  las  facultades  de una compa:fiia de :fideicomisos en su calidad de alba.cea y en cnal­ quiera otra fiduciaria :

 

 

LEYES  DE  l’UERTO .RICO

 

. :: (.A}  Cuando  se  nombre   albacea   a un.a  conipaii   ·d  e ::fid·eicomisos

co­

en  test amento, .la  corte o fnncionario  con  autoridad  para librar  cara

tas  testamentarias en Puerto Rico debera., .:mediante la solicitud

rrespondiente, expedir .cartas te tijmentarias a . di cha. compafifa de

:ddeico i  s-     a SUS  sucesores  po. r  CQDfusi6n  m<   ergeJ  ).. .    .  . ·  .

actue

‘!   (B)    Puede nombrarse albacea, :fiduciaria o adrrtjnistradora te_sta­ menta.ria o ab inrtestato a cualquier compafiia de fidecorriisos, a soU- . citud   o   con   el  consentimiento  de   cualquier persona  que      como

tal    o  tenga  derecho  a  tal    nombramiento,   en  sustituci6n  y   luga.r o

en union de dicha pe1·sona; pero  esos norribramientos se haran  previa la  notificaci6n  que,  exigida  por  ley  a  las   personas  interesadas   en los bie:rtes  o fondos1   estime adeeuada la  corte u otro funcionario  aut

rizado  que  hiciere  el nombramiento.    Ningun  nombramiento  asi be-,

cho  se  entendera  que  aumenta  el  nu.mero  de  personas  con ..derecho  a completa remuneraci6n mas aJla del numero que tenga tal  derecho  bajo  las  terminos  del  testamento  o  escritu.ra   creando  el fideicomiso

–        o designando el albacea, o mas alla del autorizado por la  ley.  Siem­  pre que se una a cualquier persona con una  compafila  de fideicomiso en el nombramiento de albacea, fiduciaria o administradora testameu taria  o  ab intestato, su  nomhramiento  podra  s_er  co. n la   limitaei6n  d

poderes  .y     bajo los  terminos  y  condiciones en cuanto   l dep6sito de

capifal por dicha persona  en  poder  de  la  compafiia  de  fideicomisos u ‘ot ra entidad, y mediante la fianza limitada o garantia a prestar por dicha persona, que disponga el  tribunal  u  otro  funcionario  autorizado qu   hfoie e el nombramiento.                                                         ·

  • (C) Ouando a cualquier corte u otro funcionario autorizado para librar cartas de administraci6n testamentaria sobre los  bienes  de  un finado se presentare solicitud y no  hubiere  persona  alguna  con  dere­ cho a dichas cartas que estuvieren capacita.da,  apta,  con voluntad  y con hah;ilidad para aceptar la administraci6n, la corte o funcionario podra, a petici6n de cualquier parte interesada en los bienes, expedir cartas de ,a dministraci6n testamentarja  a cualquier  compaiiia  de fidei-:­ comisos or’ganizada bajo las leyes de Puerto Rico.

(D) Cualquier corte o funcionario autorizado para librar cartas ·

. de tutel·a de cualquier menor de edad podra, a virtud de -la misma so

licitu¢ <iue requiere Ia ley para el nombramiento de tutor de dicho menor nombrar a cualquier compafila de fideicomisos tutora de lo bienes del menor. .

-CE) Cualquier tribunal que tuviere jurisdicci6n para nombrar fiduciai·io,  tutor,  ad:ministrador  judicial  o  e:ricargado   de  los bienes

de ur{  demente. ,   idiota  o  ebrio habitual,  o  para  hacer  cualqui r nom.;;

 

 

LEYES DE PUERTO RlyO                                        265

 

bramiento fiduciario, podra designar a cualquier co!ipafiia de fidei­ oomisos. como tal fiduciaria, _ tutora, admin,istradora judicial o encar ­ gada,  o  para  que· actue en  cualquier  otra  capacidad  fiduciaria.

(F)      Cualquier tribunal que tuviere jurisdicci6n. para nombrar encargado, flduciario o administrador en  procedimientos  de  insolven­ cia o quiebra, o en cualquiera otro procedimiento o acci6n bajo las

leyes de Puerto Rico, o de los Estados Unidos, podra nombrar a _

cualquier compaiifa de fideicomisos como tal encargada, fiduciaria o

administradora judicial.

  • Todo dinero ingresado en la corte por orden o sentencia de cualquier tribunal de Puerto Rico o  de cua.lquier  territorio o estado,  o de los Estados Unidos, podra depositarse en poder de cualquier compafiia de fideicomisos previa designaci6n suya como depositaria hecha al efecto por el Tesorero de Puerto Rico. Siempre que  cual­ quier compaiiia de fideicomisos fuere designada por el Tesorero de Puerto Rico depositaria de fondos y dineros ingresados  judicial­ mente, dicha compa:fiia prestara :fianza a favor del Pueblo de Puerto Rico en la forma y manera que dispone la
  • No se requerira a ninguna de dichas compaiifas, para  cual­ quier fideicomiso o en lo relativo  al  mismo,  cuando  se le  nombre tutora, albacea, administradora, fiduciaria, administradora judicial, encargada,  depositaria   o  para   cualquier   otro  cargo fiduciario,  fianza o gar ant ia otra alguna, salvo lo que mas adelante se dispone en la presente.    La corte o funcionario que hiciere  tal  nombramiento  po-­ dra, previa. la correspondiente  solicitud,  e:g:igir  a cualquier compaiiia de fideicomisos asi nombrada que preste la garantia que la corte o funcionario  estime  procedente;  y,  si  la   compafiia   dejare de  prestar la.  garantia  requerida,  podra  destituirla   y   revocar su  nombramiento. (I ) Cuando cualquier compaiiia, de fideicomisos reciba e invierta

dinero como fiducia.ria, albacea, administradora, tutora,  administ  ra- . dora judicial, encarga.da o  depositaria,  sera  responsable  de  cuales­ quiera  perdidas  que  resulten  de  la  inversion  si  esta  hubiere   sido ilegal en el caso de haberla hecho un individuo actuando como  fidu­ cia.rio,   albac ea,  administradol”, tutor,  administrador   judicial, encar­ gado o depositario, o  si  no  estuviere  autorizada  por  el  documento  o  las palabras que constituyen o definen el fideicomiso;

( J)   Dicha  corte o funcionario  podra  dictar  aquellas  6rdene- s refe­ rentes a tales fideicomisos o exigir a cualquier compaiiia de fideico­ misos que rinda todas aquellas cuentas que la corte o funcionario

  • podrian legalmente exigir si dicho albacea., administradora; tutora, fiduciario, administrador judicial, encargada, depositaria o compafiia

 

 

LEYE’8  DE·.l’ UERT O  RICO                                       261

 

de  fideicornisos  que  actue en  cualquiera  otra  capacidad  fiduciaria  fu ra.

una  persona  natural.                                                                                           ·

  • – (K) Nose  exigira  nombramiento  oficial  alguno   cu8Jldo  se   nonibre a d;i.cha compafifa de fideicomisos para el cargo de albacea., adminis:.

 

trador.a, tutora,· fideicomisaria, administ r ador·a

judicia·l

  • encargada:.

 

. (L) La compaiiia de fideicomisos que actue como albacea, admi!. nistradora, tutora, fiduciaria, administradora judicial, encargada en eualquier otra capacidad fiduciaria a virtud de nombramiento de” cu al­ quier tribunal o funcionario, o como depositaria de dinero ingresaclo en .alguna corte, abonara intereses a un tipo no menor del dos por ciento anual sobre todas las cantidades  de dinero no men.ores  de cien

(100) d6lares que cobre o reciba al actuar en cualquiera de los men­ cionados cargos, hasta· que el dinero asi recibido se haya gastado o distribuido debidamente.  Si  los  mencionados  intereses  o  cualquier parte de los mismos  no  se  gastan  o -distribuyen  anualmente  de acuerdo

con  los  terminos  y   condiciones  del  :fideicomis_o  a  virtud  del  cual se

tienen, el importe de los mismos que asi no se gaste o distribuya se acumulara por la compafiia  de  fideicomisos  para  beneficio  de  las partes interesadas  en  los  fondos  depositados  y  se  agregara  al  capital a fin de  constituir  uno  nuevo  sobre  el  cual  se  computaran  intereses en lo sucesivo.

. AI”ticulo 19.-Cuando se hiciere algun dep6sito por un menor,  o  a nombre del mismo, se retendra tal dep6sito para derecho o bene:ficio exclusivo del men.or y· libre del dominio o gravamen  de  cualesquie:ra ot;ras  personas,  excepto  los  acreedores.   Dieho   dep6sito   se   pagara, junto  con  sus  intere-ses,  a  la  persona  a  cuyo  nombre  se  lmbiere  hecho el dep6sito. El recibo  y  carta  de  pago  del  mencionado  menor  cons­ tituira finiquito y saldo,  valido  y  suficiente,  de  tal  dep6sito · o  cual-.  quier parte del mism-o a favor de la compafi.ia de fideicomisos.

Articulo 20.-Si en cualquier acci6n .u na compafi.ia de fideicomisos para  tecobrar  dinero  depositado  en  su  poder  hubiere   alguna  persona o personas .que, sin ser partes  en  la  acci6n,  reclamaren  el  mismo fondo, la corte en  la  cual  este  pendiente  la  acci6n  podra,  a  petici6n de la compafi.ia  de  fideicomisos,  mediante  notificaci6n  de  ocho  dias al  dema.ndante  y  a  los  reclamantes  y  sin  prueba   en  lo  que  respecta a· 10s meritos de la reclamaci6n, dictai orden enmendando los proce­ dimientos en la acci6n por meclio de la inclusion de  los  reclamantes como  partes  demandadas ;  y  despues  de  eso  la   corte  procedera  a de­

terminar el derecho de cada una de las partes a tal dinero o interes

– en el mismo.  El   recurso ·dispuesto   en  este   ar ticu.lo  sera  en · adici6n

 

 

LEYES DE PUERTO RI()O.                                                      269

y n o: con exclusion de lo dispuesto por el C6digo de Enjuiciamiento Civil.

Los fondos en dep6sitos que fueren objeto de tal acci6n podran seguir en poder de la compaiiia de fideicomisos, al  credito  de  la cnenta  hasta  que  recaiga  sentencia  firme;  y  en  tal  caso devengaran

=;=

.

intereses  iguales  a  los  de  otro·s  dep6sitos_ de  la   misma  clase  y  se pa­

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Jr·

ii”

garan  por  la  compafiia  de  fideicomisos  de  acuerdo·   con  la  sentencia firme del tribunal; o el dep6sito  en  controversia  puede ingresarse  en la corte para quedar sujeto a la terminaci6n defi.nitiva de la acci6nt hecho lo cual la compafiia de fideicomisos .se eliminara como parte de la acci6n y cesara su responsabilidad por el dep6sito.

En toda acci6n entablada contra  una  compafi.ia  de  fideicomis para recoh:rar dep6sitos, las costas quedaran  a discreci6n  del tribunal y podran cargarse al fondo a que la acci6n se contraiga.

Artfonlo 21.-Una compafila de fideicomisos podra percibir, reci­  bir, reservar y carga.r intereses,  a un  tipo  que  no este en  violaci6n de la ley, sobre todo prestamo o dep6sito que se hiciere o so’bre cual -· quier pagare, letra de cambio u otro documento evidenciario de deuda; y podran percibirse por anticipado tales intereses,  computando  los  dfas que falten para el vencimiento del pagare, letra de cambio o do­ cumento.

Articulo 22.-Toda compa.fiia de fideicomisos, sus ofid ales, directo­ res o empleados estaran sujetos a las mismas penas que se  dispone pat·a los bancos, sus oficiales, directores y enipleados en la ley titn­ lada ” Ley reglamentando los bancos y las operaciones bancarias en Puerto Rico”, a.probada el diez de septiembre de mil novecientos veintitres, y sus enmiendas en lo referente a:

(.A) Usura;

(B) Falsa certificaci6n de cheques·;

  • (C) Abuso de confianza, sustracci6n o indebida a.plicaci6n volun­ taria de fondos o creditos; o

(D) · Recibo de dep6sitos estando insolvente.

Artfoulo  23.-Para  determinar  la  cantidad   de  ganancias   brutas de una compafiia de fideicomisos correspondiente a un periodo d.e

.     div1dendos, podran incluirse las partidas sigu.ientes:

  1. Todas las  gananeias  realmente  recibidas  durante  l  perfodo, rnenos los i11teresei;;; d<:>vengados y no pagados qne i-::e bubiP-ren i-n • cluido eri el anterior calculo de ganancias.
  2. Los 1ntereses devengados y r10 pagados sobre dcudas a su f avor .

 

garantizadas  con  colat eralc s  segun se autoriza  por  est.e  articulo, t-nyo

pago  no se haya  demorado  mas de  un  afio,  y sobre  acc10nes,  bonos u

 

 

 

LEYES  DE· PUER+O:-!tICO.                                      271

otras . obligaciones   que · devenguen   intereses,   estos   tres   emitidos por

orporaciones  y .res1)ccto a  los  cuale·s  rio haya mora.

la
  • Las sumas agr,,gadas al costo de valores comprados por menos de SU valor a la  r como  resu ltad o de   amortizaci6n,  siempre  que el precio de tales valores en el  mercado  fuere  por  lo  menos  igual  a su .costo actual segun se determine por la amo-rtizaci6n.

.    4. Cua1esquiera  ganancias  realmente  recibidas  durante  ese  pe:riodo p’or la venta de valores,  bienes  inmuebles  u  otra  propiedad,  de  que·  fuere  cluefia.       ,

·                  5. Cantidades recobr das de partidas anteriormente eliminadas

Ccha,rgeit  a/f), ,  y  ·cualq uier suma  permitida  por  el  Tesorero  de Puerto

Rico a cuenta de activo -an t eri orment·e denegado y eliminado. •

  1. 6. .Cualquier aume_nto de  valor  en.  sus  libros  de  un  edificio  suyo

para oficinas, que en todo o en parte use como  sn  centro  de  ne­ gocios, siempre que el Tesorero de Puerto Rico apruebe dicho  au­ mento y solamente hasta donde alcance su aprobaci6n.

. Para determinar el montante de  ganancias  liquidas  correspon­ dientes a dicho perfodo de dividendos, se dednciran de las ganancias brutas las siguientes partidas:

. 1. Todos los  gastos,  tanto  ordinarios  como  extraordinarios,  paga­ dos, o habidos en la gesti6n de su negocio, el cobro  de  deudas  a  su  favor y la administraci6n de  sus asuntos, . menos  los  gastos  habidos  y los intereses devengados sobre sus deudas  deducidas  en  el  calculo anterior de gana.ncias liquidas a los fines del dividendo.

. 2. Intereses pagados, o devengados y no pagados, sobre cleudas

en su conrt a.

·  3:· La cantidad ·deducida, a virtud de amortizaci6n, del costo de acciones, bones u otras obligaciones devengadoras de intereses, emi­ tidos los tres por corporaciones y comprados por precio superior a la

par, con el -fin de que a su , vencimiento esten a la par.

4.  Todas  las  perdidas   que haya  sufrido.    En  la  computaci6n  de

  • • tales perdidas se incluiran todas las deudas a su favor  sobre  las cua­ le·s ·n o · se hayan  pagado intereses  durante mas d e· dos afios o sobre
  • _ las cuales se haya obtenido  sentencia  que  durante  dos  afios  no  se haya cumplido; y ademas aquellas otras partidas del activo que el Tesorero de Puerto Rico ha.ya denegado·.

El  balance  asi  obtenido  constituira  las   ganancias   Hquidas   de dicha compafiia de fideicomisos correspondientes al  mencionado  pe­ i’iodo.

Artforilo 24.-Toda compafiia de fi.deicomisos creara un fondo

  • que  c: -dnominara  fondo  sobrante.    Este  f<mclo  podra  crearse  o  au

 

LEYES DE PUERTC- RICO.                                      273

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

.!:-”  _,.·   .

._

.;          ;_

mentarse   por   cuotas,   por   transferencias   de    beneficios   i:,_,_.a    repartir o con dinero procedente de  las  ganancias  liquidas.  Dicho  fonclo  so­ brante, hasta el veinte por ciento del capital de la compa:fiia de fi­ deicomisos,  se  usara  unicamente  para  pago   de  deudas   en  exceso   de  los beneficios sin repartir.

Articulo 25.-Cuando al determinarse  las  gananc1as  liquidas  de una compaiiia de fideicomisos al cierre ·de  un  periodo  de  dividen­ dos  en  la  forma  prevista  por  el  articulo  veintitres  de  la  presente su fondo sohrante no  equivalga  al  veinte  por  ciento  de  su  capital, se acreditara a dicho fondo sobrante  la  decima  pa.rte  de las  referi­ das ganancias liquidas o aquella parte de las mismas, menor de la de­ cinia que fuere necesaria para igualar el mencionado fondo  al veinte por  ciento  del  capital.  El  balance  de  dichas  ganancias  liquidas,  o el montante integro de las mismas si el referido fondo equivale al mencionado veinte por ciento, podra acreditarse a la cuenta de ga­ nancias y  perdidas  de la  compaiiia  de fideicomisos;   o, si sus gastos. y perdidas correspondientes a dicho  periodo  de  dividendos  exceden de sus ganancias brutas, tal exceso se cargara a su cuenta de ganan­ cias y perdidas.  El  balance  de  credito  de  esa  cantidad.  constituira los beneficios sin repartir al cierre de dicho periodo de dividendos y queda·r a disponible para dividendos. Los directores de cualquier compaiiia de fideicom.isos podran anual, semestral o trimestralmente, pero no con mayor frecuencia, declarar de los ref eridos· beneficios sin repartir aquellos dividendos· que crean conveniente. Ninguna com­ paiiia de :fideicomisos declarara, acreditara o pagara dividendo  al­ guno a sus accionistas mientras  no  haya suplido  cualquier  defieien­ cia exfstente en su capital y cualquier mengua a la  reserva  que  se exige mantenga. para garantia de los dep6sitos.

Articulo 26.- 11.oda compaiifa de fideicomisos estara sujeta a la investigaci6n, inspecci6n y supervision del Tesorero de  Puerto  Rico, quien ya personalmente o por medio de persona o personas compe­ tentes  que  nombre,   a  las  cuales  se  llama:r a    in   vest igad ores,   visitara e investigara a cada compafiia de :fideicomisos  por  lo  menos  una  vez en  cada  aflo  natural.  Tal  investigaci6n  podra  tambien   llevarne   a cabo en cualquier  tiempo  en  que,  a  juicio  del  Tesorero  de  Puerto Rico, las condiciones o la administraci6n de la compaiiia de  :fidei­ comisos sean tales que hagan necesaria o conveniente dicha  investi­ gaci6n de sus asuntos  y  condic iones.  rroda  compa:fiia  de fideicomisos o sucursal de la misma asi investigada pagara como derecho de in­ vestigaci6n, por la annal solamente, la cantidacl de quince ·(15} do-

 

 

 

 

LEYES DE PUERTO RICO.                                         275

!ares por cada dia que se invierta en hacer tal investigaci6n; y las sumas asi pagadas ingresaran en el Tesoro Insular. ·

El Tesorero de Puerto Rico y los investigadores  que nombre  ten­ dran facultad para toma.r juramento a cualquier persona cuyo tes­ timonio se requiera en..cualquiera de dichas investigaciones, asi como para compeler a tal persona a· comparecer en cualquiera de esas in­ vestigaciones. Todo  investigador  pr.estara  juramento   de  no   divul:. gar los resultados de su investigaci6n y pesquisas; y, en caso de

£altar a su juramento, sera culpabl de delito menos grave y, con­  victo que fuere, castigado con multa que no exceda de quinientos

(500) d6lares o ca.reel por termino no mayor  de un  afi.o, o con  am­ bas penas, a discreci6n del tribunal.

En cada una de dichas investigaciones se escrudifi.aran l!,ls con­ diciones y recursos de la compa:iiia de fideicomiaos, el  modo de  diri­ gir y manejar sus asuntos, las actividades de sus directores,  la  in­ version de sus fondos,  la seguridad  y  prudencia  de  su  administra­ cion y la garantia que haya  para  el  cumplimiento  de  sus  obligacio­ nes contraidas; y se investigara si en  la  administraci6n  de  sus  asun­ tos se han cumplido y se cumplen los requisitos de sus clausulas de incorporaci6n y de las leyes de Puerto Rico,  asi  como  cualesqui ra otros asuntos que disponga el Tesorero de Puerto Rico.

El Tesorero de Puerto Rico expedira a cada compaiiia de fidei­ comisos o sucursal de la misma investigada  por el’ pr esonalmen te  o

por. medio  de  los  investigadores  que  nombre,  dentro   de·los  quince dias naturales siguientes a la terminaci6n de  la  investigaci6n,  cert i­ ficaci6n haciendo constar el resultado de la investigaci6n, la cual certificaci6n  se   presentara _a        la        junt        a      directiva  de  la   compafifa. de

:fideicomisos en la primera sesi6n ordinaria o extraordinaria subsi• guiente a la fecha en que la compafiia la haya recibido.

Articulo 27.-Si a consecuencia de investigaci6n hecha o de in•

< 

forme  rendido  por  un  investigador  el ‘I.1esorero de   Puerto Rico tu­ viere motivo para creer que una compaiiia de fideicomisos no esta en situaci6n financiera de solvencia bastante para continuar haciendo ne- gocios o  que sus negocios se dirigen en forma  tal  que -el  publico o las personas o firmas que tienen fondos· o valores bajo su custodia corren peligro de ser defraudados, despues de oir a la compafi.ia de fideico­ misos  podra   recomendar                        al        P rocur ador                    General      que   ins ituya    la correspondiente acci6n o procedimientos a. fin  de  declararla  en  estado de  liquidaci6n         o   ponerla   bajo  administraci6n   judicial,   como  erea

mejor  el  Tesorero  de  Puerto  Rico ;   y por  la  presente  se  autoriza y

 

LEYES DE PUERTO RICO.                                        277

ordena al Procurador General que proceda con -arreglo a las reco­ mendaciones del Tesorero de Puerto Rico.

Articulo  28.- _Si    cualquier   compafiia  de  fideicomisos     rehusa so­

meter   sus   libros, papele·s  y    asuntos a la investigaci6n de algfoi in.

vestigador debidamente nombrado, o si r esult a. que la misma ha vio­  lado  sus  clausulas  de  incorporaci6n  o  cualquier  ley  ‘lUe  la  gobierne, o si resulta insolvente, el Tesorero de . Puerto Rico lo informar{t al Procurador General de  Puerto  Rico,  quien  instituira  la  acci6n  que  fuere  necesaria  ante  el  tribunal   correspondiente   .   Si   la   corte  llega a  la  conclusion  de  que  los  cargos  formulados  son  ciertos,  declararit la clisoluci6n y liquidaci6n de la. compafiia de fideicomisos. .

Artfoulo 29.- Toda compa:iiia de fideicomisos  preparara  nn  in­  forme escrito sabre el estado en  que  se  halle  el  dia  ultimo  de  cada  mes  en  la  forma  que  prescriha  el  Tesorero  de  Puerto  Rico,  a  quien se  trasmitiTa  dicho  informe  dentro  de  los  primeros  diez   dias   del mes siguiente, excluyendo domingos y dias :Eeriados. El referido  in­ forme se suscribira por  el  presidente  u  oficial  gerente  de  la  compa­ fiia. de fideicomisos, el cual lo verificara con su juramento haciendo constar que el informe es cierto y correcto en todos sentidos. · Si

cualquier   compafi.ia   de  fideicomisos   dej_a   d·e     hacer   este  informe den­

tro del termino que la presente sen.ala, tal compafiia de fideicomjsos morosa   quedara   suj eta   a   multa   administrativa  de  cinco    (5)           d6la­ res,  por   cada  dia   que  el  informe  -se  demore.       Si cualquier compa­ fiia de fideicomisos dejare de hacer el informe durante dos meses consecutivos, a solicitud del Tesorero de Puerto Rico el Procuraclor General  instituira   una  acci6n   en   la   cor te . correspondiente;                                                                  y ,-;i la corte llega a la conclusion de que los cargos formulados son ciertos, declarara  la  disoluci6n  y  liquidaci6n  de  la  compafiia  de  fideicomi­ sos.     Si  cualquier  director,  oficial  o  empleado  de  alguna   compafiia de  fideicomisos   a  sabiendas   hiciere  constar  o  indujere   a  hacer cons­

tar una part.ida falsa en dicho inf orme mensual con la intenci6n de perjudicar o clefraudar a la compafi.ia de fideicomisos  o a  cualquiera otra compafi.ia,  persona o corporaci6n,  o de engafiar  a cualquier  oficia.l

de la compafiia de :fideicomisos, a cualquier  investigador  o  al  rreso­ rero de Puerto Rico, se le considerara culpable de clelito gravP.  y, convicto que fuere, se le  castigara  con  prisi6n  por  termino  no  menor de un afi.o ni mayor de cinco.

A.rticulo 30.-Toda compafiia de fideicomisos publicar{t cacla afio, en un peri6dico de circulaci6n general en la localidad donde  estu­  viere establecida, un informe de su estado :financieTo; _ y cualquier

 

 

LEYES DE PUERTO RIC\.,.                                      279

compafifa cle fideicomisos que .deie de hacerJo quedara  sujeta  a  multa de cien (100) d6lares. por cada delito asi cometido.

Articulo 31.-Sera deber de la directiva de toda compafila de fidei­ comisos investigar o hacer que un comite de  tres de sus miembros  por lo menos investigue completamente, durante los meses  de  marzo  o abril y septiembre u octubre de cada afio, los libros, papeles Y1 asuntos de la compafifa y con el fin especial de averiguar su seguridad y valor presente, asi como el valor de la garantia colateral que hubiere en relaci6n con ellos, los prestamos y descuentos de dicha compaiiia, particularmente aquellos hechos directa o indir ctamente a  sus  ofi­ ciales o directores o para beneficio de estos, o para beneficio de otras corporaciones de las cuales  tambien  sean  ellos  oficiales·  o  directores o en las cuales tuvieren interes provechoso como accionistas, acreedo­ res u otro concepto, como tambien investigar o hacer investigar aque­ llos otros suntos que disponga el Tesorero de Puerto Rico. Dichos miembros de la junta  directiva  tendran  facultad  para  emplear,  al hacer la investigaci6n, el personal que estimen necesario.

. Articulo 32.-El diaquince o antes del mes de mayo o noviembre siguiente a cualquier  investigaci6n  practicada  segun se dispone en el articulo anterior se hara a la junta directiva de la compafiia de fideicomisos y se guardara en su rchivo un informe escrito de la investigaci6n, jurado por los directores que lo hicieren, del cual S8 archivara un duplicado en la  oficina del Tesorero  de  Puerto  Rico. El referido inf orme contendra en detalle una relaci6n del activo y

pasivo  de  l·a    compafila   de  :fiaeicomisos  investigada,  segun consten

en los libros, junto con aquellas deducciones del activo y aquellas adiciones del pasivo,  dire tas,  indirectas,  condicionales  o  de  otra clase, que la  junta  directiva  o  el  comite  crean  necesarias,  despues  de la investigaci6n, al objeto de determinar el verdadero estado de la compafiia. Tambien contendra una  relaci6n  haciendo  constar  en detalle toda responsabilidad de que se tenga conocimiento, sea directa, indirecta, condicional o de otra clase, a favor de la compafiia, de cual­ quier oficial o director suyo y de cada  corporaci6n  en  la  cual  tal oficial o director sea duefio de acciones no pagadas que monten al vein­ ticinco por ciento  del  total  de  esas  acciones  o  de  la  cual  tambien sea o:ficial o director. Contendra, ademas, relaci6n· detallada de los prestamos, si algunos hubiere, que en su opinion fueren dudosos o carecieren de valor, junto con las razones que tuvieren  para  califi­ carlos de ese modo, asi como tambien una relaci6n  de los prestamos  que dados con ga.rantia colateral a juicio suyo no estan  suficiente­ mente  ga.rantizados,  haciendo   constar   en   cada  caso·  el  importe del

 

 

LEYES  DE  PUERTO RICO. .                                    281

prestamo, el nombre de  la  garantia  colateral  y  valor  de  la  misma en el mercado, si alguno tuviere; o en caso contrario una declaraci6n expresando  que no lo  tiene  y  su  valor  actual tan  aproximado como

sea  posible.     E·l   referido  informe  tambien  contendra   una  relaci6n

de los sobregiros, asi como los nombres e importes de aquellos que consideren dudosos o sin valor, y una exposici6n completa de  cual­  quiera otro asunto que pueda in:fiuir en la solvencia  o  solidez  finan­ ciera de la instituci6n. Si los directores de cualquier compafiia de fideiconiisos dejan de hacer, conseguir que se haga o archivar el men• cio:nado inf orme de la investigaci6n en la forma y  dentro del  termino que se han sefialado,  dicha  compafiia  incurrira  en  multa,  a.  favor  de El Pueblo c!e Puerto Rico, de cien (100) d6lares por cada dia que se demore el inf orme.

Articulo 33.-El dia diez de septiembre de  cada  afio,  o  antes,  toda compafiia de fideicomisos hara al Tesorero de Puerto Rico nn informe escrito verificado por el juramento de su presidente o vice­ presidente  y  de  cualquiera  otro  de  sus  oficiales  principales, conte•

nien do.  , u na   . relaci6n  fiel  y   exacta  de  todos  los  dep6sitos  hechos  en

poder de la compafiia de fideicomisos, asi  como de  todos los dividen­ dos declarados e intereses devengados sobre  cualquiera  de  sus  accio­ nes o documentos evidenciarios de deudas que el primero de agosto anterior a dicho informe alcanzaron a cincuenta (50) d6lares o mas y  no  hayan  sido  reclamados  por  ninguna  persona  o  personas·  autori­ zadas para recibirlos durante los  cinco  afios  corridos  desde  entonces. iLa mencionada relaci6n expresara la fecha de cada dep6sito,  el  im­  porte del mismo  y  la  ultima  :resJdencia  o  direcci6n  postal  conocida de  la   persona  que  lo  hizo,  el  nombre  de  cada  persona  a  cuyo  favor

 

.se

haya declarado cada dividendo o devengado cada suma de inte•

 

reses, la fecha. e impor te de tales dividendos o intereses y el mimero

. o importe de las acciones o clase de·documentos evidenciarios de deu­  das de la compafiia sobre los cuales .s e declararon o aprobaron los di­ videndos. o intereses. En caso de que la compafiia de fi.deicomisos no  haya  tenido  dep6sitos,  dividendos  o  intereses  en  su  poder  en·   la

f echa indieada, hara  al Tesorero de·Puerto Rico,  en  la  f echa anterio, r   ·

.     mente dispuesta, un escrito consigna.ndolo asi, el cual informe se ve­ rificara por juramento en la forma que ya se ha dispuesto en la pr e·-

sente.     Dent r. o  del  significado  de  es e  articulo  ningun  dep6sito, divi­

 

 

 

 

 

 

:- “:.

C:- – .

_ dendo o suma de  intereses  se  clasificaran  como  no  reclamados  si  de los  libros  de  la. eompafiia  o  de  otra  evidencia  escrita  que  tuviere  ar- .

,  chivada  apar ciere  que la  persona  o personas  autorizadas  para  reci .

  • -:_..;: birlos no tienen conocimiento  de los mismos.     Toda compafifa de fi.dei-

 

 

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                         283

 

comisos que declare no reclam.ados, de acuerdo con las disposiciones de este articulo, dep6sitos,’ dividendos o intereses, hara que se publique po’.i.” cuenta suya una vez cada semana durante dos semanas consecuti­ vas, ·en un peri6dico que designe el Tesorero  de  Puerto Rico,  copia fie! de tal declaraci6n y, el primero de octubre de cada aiio, o antes, archivara en la oficina del Tesorero de Puerto Rico prueba, mediante declaraci6n jurada, de haberse hecho la publicaci6n . Cualquier com­ paiifa de fideicomisos qne dejare de hacer cualquier declaraci6n o informe o que dejare de archivar cualquier affidavit  de  publicaci6n como lo requiere este articulo, incurrira en multa a  favor  de El  Pue­ blo de Puerto Rico, a menos que el Tesorero de Puerto Rico hubiere prorrogado el terniino para aquel fin, de cien  (100)  d6lares por  c.ada dia que se demore o detenga el informe o el archivo de la declaraci6n jurada de publicaci6n.

Articulo 34.-Toda compafila de fideicomisos conservar-a todos sus documentos de entrada final (records of final entry), incluyendo las tarjetas en el sistema de tarjetas, y  hojas de dep6sitos, durante un

.perfodo de seis aiios  por  lo menos  desde la  fecha  en  que ellos se. hi­

cieron o desde la de la ultima entrada en los mismos.

Articulo 35.-Los derechos, facultades y deberes de los  accionistas de compafiias de fideicomisos seran los mismos prescritos por la ley general de corporaciones y la Ley de Ban.cos de Puerto Rico. El ter­ mino “accionista “, que aqui se emplea en  este  articulo,  sera  apli­ cable a-

  1. Aquellas person.as que en los libros de la compaiiia de fideico­ misos aparezcan como accionistas;
  2. Todo duefio de  acciones,  en  ley  o  en  equidad,  aunque  las mis

. mas aparezcan en los libros a nombre de otra persona; Disponiendose, s·in e1nbarg,0, que dicho termino no sera aplicable a la persona que tenga acciones como garantfa  colateral  para el pago de una  deuda  y no aparezca en los libros de la compafiia de fideicomisos como dueiia y tenedora de las acciones por derecho propio, ni tampoco a la per­ sona que tenga acciones en capacidad fiduciaria bona fide y no apa­ rezca en los libros de la compafiia de fideicomisos como dueiia y tene­ dora de las mismas por derecho propio, a menos que dicha persona haya invertido los fondos  a su cargo con violaci6n de la ley o de los

  • terminos bajo los que tiene  tales  fondos  en  su  poder,  en  el  cual caso sera personalmente responsable como
  • · Ar ticulo 36.-Los asuntos  de   toda  compafiia  de  fideicomisos se
    • administraran y sus facultades corporativas se ejerceran por una jtmta.directiva compuesta  del nfunero  de  miembros  que, sin  ser me-

 

 

 

 

 

LEYES DE PUERTO RICO ·                                      285

 

nor de siete ni mayor de veinte, de tiempo en tiempo disponga sn reglainento. Por lo menos la mayoria ·del numero total  de  sus  direc­ tores y cada una  de  las  tres  clases  de  los  mismos  que  mas  adelante se disponen seran residentes bona fide de Puerto Rico.

. Las personas meneionadas . en el certificado de organizaci6n, o las  que  de  ellas  respectivamente  fueren  tenedoras  por  lo  menos  de_ una               a   cci6n,   constituiran   la   primera   junta   directiva,   podran  aumen-

. tar su . n funer o sin que los miembros excedan de veinte y continuaran individualmente  en  sus  cargos  hasta  que  elijan   otros   para.   cuorir sus respectivos puestos.  Dentro  de  los  seis  meses  contados  de  la  fecha en que la compafiia de fideicomisos comience· su nego<tio, los miembros de la  primera  junta  directiva  se  distribuiran  a  si  mismos, por azar, en tres clases tan iguales como sea posible.  El  termino del  cargo  de  la   primera   clase –  vencera   el  tercer  miercoles  de   enero si­

.guiente a la fecha. de la clasificaci6n; el de la segunda clase, un afio despues de dicho miercoles ; y el de la tercera  clase dos aiios mas  tarde ; Disponiendose, que todos los directores cuyos termin-os del cargo expi:ren  en la  forma  anteriormente  dispuesta  en la  presente’ con­ tinuaran en sus puestos, empero, mientras no se elijan sus sucesores segun mas adelante se declara en la presente.

Artfoulo 37.- Al vencimiento del termino  del  cargo  de los  di­ rectores de la prim.era clase o antes, y en cada aiio subsiguiente, los. accionistas elegiran  un  nfunero  de  dir’ectores  igual  al de  aquellos, para que desempefien sus cargos por  tres  afios  o  hasta  que se elijan sus sucesores.     En dfoha elecci6n, que se celebrara  en  el sitio  prin­ cipai de negocios de la compaiifa de fideicomisos, los accionistas po­ dran cubrir, por lo que falte  del  termino  no  cumplido,  cualquier vacante ocurrida en .el cargo  de  cualquiera  otro  director,  si la  misma no  se  ha  cnbierto  por  los  directores  de la  compaiiia. Se dara aviso del  lugar  y  fecha  de  la  celebraci6n   de  la   junta  de accionistas  para la elecci6n de directores y para actuar en quellos otros asuntos que Ee planteen a dicha junta, mediante publicaei611 de dicho aviso, una vez cada semana  por  lo menos  durante  las  dos  consecutivas que  precedan a la elecci6n, en un p,eri6dico que, apro ado  por el Tesorero de Puerto foo, se edite en el lugar donde  haya  de  celebrarse  la elecci6n,  asi como tambien en cualquiera otra ·f or ma que prescriba. el Teglamento_ Articulo 38.- Todo director de una compaiiia de fideicomisos sera accionista de la misma , dueiio por derecho propio de una acci6n por .

lo menos del capit al social ; y  toda  persona  que,  despues  de  haher sido electa· dir ector , hipotecare, pignorare o dejare de ser cluefio poi· dei-eeho propio de dicha cantidad minima de acciones, cesara como

 

 

 

 

 

LEYES  DE PUERTO RICO                                     287

director  de la  com.pafii.a  de  fideicomisos,  quedando  vacante  SU cargo!

y i:J.’o podta ser reelecto director durante el periodo de un a:fio contado desde la fecha de la siguiente junta anual. ·

.Articulo 39.-Cada director de una compafiia  de  fideicomisos  al ser nombrado o electo prestara juramento de que en tanto en cuanto reca.iga en el la. obligaci6n, administrara  diligente  y  honradamente los asuntos de la compafiia de fideicomisos, y de que no violara a sa­ biendas, ni voluntariamente permitira que se viole, ninguna de las disposiciones de la ley aplicables a dicha compaii.ia, como tambien

de que es duefio de buena fe y con derecho propio del numero  de  acciones exigidas por esta Ley, su.scritas por el o constantes a sn

nombre en los libros de la compafifa de fideicomisos; y de que las. mis­ m s   no estan  hipotecadas ni  en forma alguna  pignoradas  en garantia

de ningu.n  prestamo  o  deuda;  y  en caso  de  reelecci6n  o  nuevo nom­

bramiento, de que tales acciones no :fueron hipotecadas o en forma a1guna pignoradas en garantia de prestamo o deuda durante su ante­ rior termino del cargo de  director  de  la  compafiia.  Dicho  jura• mento se suscribira por el  director  que lo  preste,  se  certificara  por un funciona.rio autorizado para  tomar  juramentos  e inmediatamente se transmitira al Tesorero de Puerto Rico.

,    Articulo 40.-En  caso de que no se elijan cualesquiera  directores el dia sefialado, los directores cuyos terminos del cargo no expiren ese afio podran proceder a elegir un numero de directores igual al de aquellos de la clase cuyo termino vencia. ese afio o aquel numero que no se hubiere reelecto. Las personas asi electas constituiran la junta en union de los directores cuyos terminos no expiren ese afio, hasta· que-se celebre otra elecci6n de acuerdo con la ley. La junta directiva cubrira las vacantes que ocurran en los intervalos de las elecciones por el ti empo que falte p ra cumplirse el termino.

Artfoulo 41.-Dentro de  los  quince  dias  siguientes  a  la fecha en la cual se celebre la junta anual de accionistas, sus directores e.ele­ braran, despues de haberse cualificado como tales, junta en la eual procederan a elegir un presidente de su seno, un vice-presidente y aquellos otros oficiales cuya elecci6n anual se exija por el reglamento. Articulo 42.-Los directores de toda compa:fi.ia de ficleicomisos ce­ lebraran·   junta  ordinaria  por  lo  menos  una  vez al mes.                                                                                                                    Cuando ni

  • el certificado de   incorporaci6n   o   de  organizaci6n   ni   el reglamento
  • deterniinen el n{nnero  de  directores  necesarios  para  constituir  quo­
  • it?’n y en dichos certificados o reglamentos no se  esta.blezca  disposi ci6n alguna pata determina:r el mismo, los directores podran fl.jar tal numero, que no sera menos de la tercera pa1te de todos los direc-

 

LEYES  DE  PUERTO  RICO                                       289

tores y en  ningun  caso  menor  de  cinco,  con  tanta  fuerza  y  vigor como si tal numero fuera el prescrito  en  el  certificado  de  incorpo­ rac1on u organizac1on. La junta directiva designara, mecliante re­ soluci6n  de  la  cual  se  tomara  debidamente  raz6n  en  acta,  un  oficial u oficiales cuyo deber  sera  prepa1·ar  y  someter  a  cada  director  en toda  sesi6n  ordinaria  de  la  junta  directiva,  o  a  nn  comite  ejecutivo de la misma g_ue consistira de  no  menos  de cinco  de-  :ms  miembros, u.na relaci6n escrita de todas  las  compras  y  ventas  de  valores,  asi como de todos los descuentos, prestamos y otros anticipm , con in­

clusio_n   de  sobregiros  y  pr6rrogas,  hechos  desde  la  ultma  sesi6n  or di­

naria  de  la  junta,  describiendo  la  gar:antia  colateral  de  tales  deuclas a la fecha de la sesi6n en  que se someta la _r elaci6n ;  pero  dicho ofi­ cial  u  oficiales  podran  omitir  en  tal   relaci6n   descuentos,  p-restamos

  • anticipos, incluyendo  sohregiros  y  pr6rrogas,  cuyo  montante  .s ea menor  de  mil  (1,000)  d6lares,  salvo  lo   que   mas  adelante   se  La  referida  relaci6n  contendra  tambien   una   lista.   por   separado   del total  de  los   prestamos,   descuentos   y   anticipos,   incluyendo   sobre­ giros,  hechos  a  cada  sociedad,  asociaci6n   no   incorporada,   corpor a·­ ci6n o persona cuya responsabilidad ·a favor de la compafiia.  de  fidei­ comisos haya atmientado mil (1,00 0) d6fares o  mas  descle  la  (.lt ima sesi6n ordinaria  de  la  junta,  acompaiiada  de  una  descripci6n  de  la garantia  colateral  que  de  tales  deudas   este  en   poder   de  Ia   compafiia de fideicomisos a la fecha en  que  se  celebre  la  sesi6u  en  la  cual  se  someta  esa  relaci6n.  Copia  de  esta,  junto  con  la  lista  de  los  dir ec-­ tores   presentes  en  la   sesi6n,   verificada   con   la   declaraci6n    jurada del

, oficial u oficiales  encargados  de  prepararla  y  someterla,  se  archi­  vara el dia siguiente  a la  sesi6n  con  los  documentos  de  la  compafiia de fideicomisos y constituira evidencia presuntiva de los asuntos que contenga.

Articulo 43.-Cuando una compafiia de :fideicomisos resuelva por medio de su junta directiva, con  el consentimiento  de las  tres cuar­ tas partes de sus accionistas interesados, liquidar su negocio y termi­ nar sus asuntos, podra di.cha junta directiva someter al Tesorero de Puerto Rico certificaci6n suscrita y autenticada por los accionistas exprei.;;ando tal consentimiento, como tambien la de la. propia junta bajo el sello corporativo, haciendo constar tal  intenci6n,  y  que  por· ese acto entregan a El Pueblo de Puerto Rico sus privilegios y  po­ deres corporativos; e ipso facto la corporaci6n se considerara  y ten­ dra por disuelta, excepto para los fines de distribuir su activo y para liquidar en otra forma sus asuntos.  La  compa:6.ia  de  fideicomisos, no obstante, seguira -siendo entidad corporativa durante el termino

 

 

 

 

 

LEYES DE PUERTO  RICO                                      291

. de tres afios siguientes a la fecha de  tal  entrega  al  objeto  de  de­ mandar y ser demandado en juicio y  cerrar  sus  asuntos,  pero  en  manera alguna para ning{1n otro negocio o fin. La  junta  directiva aetuara como sindico a aquel objeto, sujeta a las  6rdenes  de  un  tri­ bunal con jurisdicci6n competente mediante soli citud· de cualquier acreedor o accionista y a destituci6u o a  cualquiera  otro  acto  de  la corte.

Articulo 44.-Las compaiiias de :fideicomisos se disolverau:

  1. Por vencimiento del termino sefialado para su duraci6n;
  2. Por la pe:rdida total de su capital;
  3. Par declaraci6n voluntaria de quiedra;
  4. l\!I:ediante resoluci6n  de la   junta directiva, con el consenti­ mien o de las tres cuartas partes de sus accionistas interesados, adop­

tada e. n junta extraorclinaria convocada a tal fin; o

 

  1. Mediante decreto de tribunal con gun se dispone en la

.jurisdi  cci6n competente 1 se­

 

Durante  el  termino  de  liquidaci6n  de  una  compaiiia   de   fideico­ misos  su  administraci6n   no   otorgara   nuevos   contratos   u   ohligacio­ nes,  quedanclo  limitados  los  poderes  de  esta,  coma  liquidadora,  al  co­ bro  de  deudas,  a  la  extinci6n  de  las  obligaciones   que   vayau   ven­ ciendo y a la gesti6n de aquellas obligaciones que cstuv ier en pen- ·

dientes.          .

Dentro de los quince dias siguientes al comicnzo del perfodo de liquidaci6n de una compafiia de :fideicomisos su administraci6n hara un inventa1·io  del activo  y  el pa ivo  y  pasara  balance,  copia de los

‘ .                           cuales se enviara  por  correo  a  cada  uno  de los accionistas,  y sometera

el inventari o y el balance a la  junta  general  de  accionistas  para  que los investiguen.

En la junta general de accionistas convocada para ese fin, se in­ vestigaran  el  inventario  y  el  balance  arriba  mencionados;   y,   t1na vez aprobados, se devolveran  a  la  administraci6n  si  se  decide  que  esta continue la liquidaci6n  de  la  compafiia  de  :fideicomisos  o  en caso contrario se entregaran a aquellos otros liqnidadores, sean ac­ cionistas o no, que se designen.

Los liquidadores,  antes  de  entrar  en  funciones  como  tales,  pre t a­

ran · la  fianza  que  sefialen  los  accionistas,  quienes  asi  mismo fijv.ran

  1. :temuneraci6n que habra de pagarse  a los liquidadores  por  sus  ser­

.. VlCIOS.

Los liquidadores prepararan un·  estado  mensual  de  las  condicio­ nes de la liqu1daci6n y cada seis meses se publicara 1111 estado en nn

 

 

 

 

LEYES DE PUERTO RICO                                      293

peri6dico de circulaci6n general en el lugar donde este situada la compaiiia de :fideicomisos.

Los liquidadores responderan a los accionistas  de  cualquier  per­ dida que sufriere la compaiiia de :fideicomisos por fraude  o  negli­  gencia  en  el  desempefio  de  sus  deberes  y  no  concertaran  operaci6n o compromiso  alguno sobre la  propiedad  de dicha  compafi.ia  sin  pre .:

via  facultad  para  hacerlo  concedida  expresamente  a  su  favor  por los

accionist as.

Tan   pronto   como  el  estado  de  la  liquidaci6n   permita  la   decla­ – raci6n de dividendos parciales que monten al diez por ciento  del  ca­  pital de la compafi:ia de . fideicomisos, los liquidadores haran  el prorrateo y el pago de ·a quellos a los accionistas; Disp<miendose, que el dividendo :final puede ,s er menor del diez por ciento del  ca.pita! social.

  • Los accionistas tendran derecho a exigir <l.e los liquidadores cual­ quier informaci6n  que  les  sea  de   interes  en  cuanto  a  la  liqujdaei6n y a las  operaciones  pendientes;  pero  no  tendran  derecho  a  exigir la distribuci6n del capit al de la compafi.ia de fideicornisos mientras las deudas y obligaciones de esta no se hayan pagado o niientras no
  • e haya estipulado respecto al montante de las mismas en  forma aprobada por el Tesorero de Puerto Rico si no pueden  pagarse en efectivo.

Durante el termino de la liquidacion de una compafiia de ficlei­ comisos  se  observaran  todas  las  disposiciones  de  s   reglamento  en  lo concerniente a convocar juntas ordinarias y extraodinarias de ac­ cionistas,  con  el fin·   de  informar  sobre  el  adelanto  alcanzado  en  la  li­ quidacion y de  tomar  cualquier  medida  que  ma.s  ventajosa  se  juz·- gue para beneficio de todos los interesados.

Los libros y papeles de una compafi.ia de fideicomisos en li.qui­ daci6n permaneceran bajo la custodia de los liquidadores hasta la completa liquidaci6n y finiquito con  todas  y  cada  una  de  las  perso­ nas que estuvieren interesadas en •SU activo, despues de lo cual se archivaran :finalmente en la oficina del Tesorero de Puerto Rico.

Artfoulo 45.-Toda ley o parte de  ley  que  se  oponga  a  la.  pre­ sente, queda por esta derogada.

.Articulo 46.-. Esta Ley comenzara a reg1r a los noventa dias de

SU aprobacion.

Aprobada el 23 de abril de 1928.